La Evidencia de la Resurrección de Jesús – Programa 4

La Evidencia de la Resurrección de Jesús – Programa 4

TieneQue Haber UnaMejorExplicación

 

NuestroInvitado:   Elseñor Lee Strobel

Introducción

 

¿Pregunta? ¿ResucitóJesús de entre los muertos?

¿Esrealidad o ficción?

¿Importaeso?

¿Quéevidenciaexiste?

Quérespuestadaría a un amigo no creyenteque le pregunte,

“¿No es la resurrección de Jesússólo un mito?”

¿Cómopodemos saber queJesúsestaba en verdadmuertocuando lo bajaron de la cruz? Y después de Su sepultura, ¿Fueronlasapariciones de Jesúsresucitado a más de 500 personas, sólouneventopsicológico en susmentes, o fueronaparicionesfísicasreales del Jesúsresucitado?

Miinvitado de hoy quecontestaráestaspreguntases un antiguoateísta, que se convirtió al Cristianismo, el Señor, Lee Strobel, ex ganador del premio de editor legal del periódico Chicago Tribune, y galardonadopor 20 libros de mayor ventapor el New York Times. Le invitamosaescucharlasevidenciasasombrosas de la resurrección de Jesús en estaedición especial del programa del Show de John Ankerberg.


 

Ankerberg:  Bienvenido a nuestro programa, hoy tenemos uno que es excelente, mi invitado es Lee Strobel, quien fue editor jurídico del periódico El Chicago Tribune, dónde estuvo por 13 años, el ganó muchos premios, desafortunadamente, todo ese tiempo fue un ateísta, pero una serie de circunstancias lo llevaron a examinar las evidencias del Jesús histórico, ¿fue Jesús quien declaró ser; lo comprobó resucitando de entre los muertos? La evidencia lo condujo a convertirse al cristianismo, el compartió esa evidencia en un libro de mayor venta llamado El Caso de Cristo, del cual se vendieron más de 2 millones de copias alrededor del mundo. Él también ha escrito El Caso de la Fe, El Caso del Creador y tiene un libro nuevo que se llama El Caso del Jesús Verdadero.

Lo que trateremos hoy es que hay nuevos ataques sobre los hechos de la resurrección. Existen escolásticos hoy en día tanto en los medios de comunicación como en la escolástica moderna que han intentado tomar los hechos, los hechos mínimos que vimos la semana pasada, y dicen, “Tenemos una mejor explicación que esa que si Jesús en verdad resucitó de entre los muertos.” Vamos a ver algunos de ellos y examinarlos a la luz de los cinco hechos, y veremos ambas versiones.

Lee, vamos a comenzar con una cosa muy interesante y es que probablemente mil quinientos millones de personas se aferran a esta postura ¿Pueden estar todos ellos equivocados? Estamos hablando sobre el Corán versus la Biblia. Explícanos qué quieres decir con esto.

Strobel: Bien, por supuesto, John, la creencia islámica es que Jesús no murió en la cruz, y puedo comprobártelo y mostrarte cuan claro esto es articulado en el Corán, te lo leeré, es del Sura 4:157-158, “Dicen con alarde ‘nosotros matamos a Cristo Jesús, el hijo de María, el mensajero de Alá; pero ellos no lo mataron, ni lo crucificaron, pues eso es lo que se les aparentó ser, y todos aquellos que difieren de esto están llenos de dudas, sin conocimiento certero, solo tienen conjeturas, pues es seguro que ellos no lo mataron; Ni tampoco Alá lo resucito a Él mismo; Alá es Exaltado en Poder, Sabio;…” Así pues, de acuerdo a la creencia islámica, ya sea que Alá hizo simular que Jesús murió cuando en realidad no lo hizo y más adelante lo sano, o él sustituyó a Jesús por alguien más y la gente pensó que era Jesús que estaba muriendo, pero que en verdad no lo era. Y como tú lo dices, ésta es la enseñanza del Islamismo, la cual es defendida clamorosamente más y más por los musulmanes quienes debaten a los cristianos sobre este tema. Ellos saben, tanto como yo un cristiano, que para ganar el debate se necesita la resurrección.

Ahora, si de alguna manera logras desestimar eso, entonces has logrado desestimar la fe complete.

Ankerberg:  Bien, ¿Cómo es que los cinco hechos refutan sus objeciones?

Strobel: Bien, tengo a un amigo que es musulmán, él es un musulmán muy conocido, quizás uno de los más famosos en América. Si te digo su nombre a lo mejor lo conoces, él suele venir a mi casa y debatimos estas cosas, nos asamos unas carnes mientras hablamos, y le digo “Déjame decirte por qué no soy un musulmán.”  Él dice, “Sí, me interesa.” Bien, le digo, “tengo conmigo, en lo que respecta la resurrección de Jesucristo, cinco hechos que prácticamente todo escolástico en el mundo, aún los escépticos, estarían de acuerdo, estos son: que Jesús fue ejecutado; que los discípulos creyeron que se encontraron con Él después de Su resurrección; la conversión de Saulo de Tarsos a Pablo el gran Apóstol; la conversión de Santiago, el escéptico, el medio hermano de Jesús, quien llego a ser líder de la iglesia primitiva y quien murió por su fe; y la tumba vacía, lo cual el 75% de todos los escolásticos críticos aceptarían como un hecho histórico verídico. Además tengo evidencia que llega hasta principios del primer siglo, tengo escritos del primer siglo, tengo un credo de la iglesia primitiva; la cual nos lleva hasta la misma escena.

Ahora, por otro lado, cuando leo el Corán en el Sura 4:15-158 dice que esto no es cierto, y también se me dice que 600 años más tarde en una cueva, un ángel se le aparece a Mahoma y le dice que Jesús no fue en verdad crucificado, y es esto lo que los musulmanes creen hoy en día, pero, me preunto, “Al leer los dos libros, desde la pura base histórica, ¿Cuál de las dos tienen mayor sentido?”

Yo creo en la evidencia, John, la evidencia histórica es tan sólida en total apoyo a la resurrección de Jesús, que francamente, no es convincente que a alguien se la diga en una cueva 600 años más tarde, eso no es verdad, y es por eso que prácticamente ningún escolástico en el mundo, cuando investigan al Jesús histórico, ninguno usa el Corán como fuente de apoyo. Por lo que creo que la evidencia está del lado de creer que Jesús en verdad regresó de entre los muertos.

Ankerberg:  Tú mencionas la incoherencia-22, ¿De qué trata esto?

Strobel: Sí, Michael Licona, quien es un experto en la resurrección, fue quien me hizo ver esto, creo que es un punto muy bueno, él dice que el Corán crea una incoherencia-22, y se trata de esto; de acuerdo con el Corán, Jesús es un gran profeta, bien, históricamente tenemos una excelente evidencia que Jesús predijo Su inminente y violenta muerte. Ahora, Si Cristo predijo su inminente y violenta muerte y nunca sucedió, entonces, por un lado esto estaría de acuerdo con lo que el Corán. Pero, a la misma vez, estaría contradiciendo el Corán, porque entonces, Jesús no pudo haber sido un gran profeta, habría fallado en predecir Su futuro. Pero, si Jesús predijo Su violenta e inminente muerte y en verdad Él murió en la cruz, entonces, eso prueba que Él es el Hijo de Dios, y contradice el Corán, puesto que el Corán dice que Él no murió en la cruz, que Él no es el Hijo de Dios. Es como tirar una moneda al aire y decir si sale cara gano yo, y si sale el otro lado pierdes tú. Creo que el Corán tiene un problema en esta área en particular.

Ankerberg:  Aún en la explicación que se da en el pasaje del Corán que nos acabas de leer, donde dice que es posible que Alá hizo parecer que fuera Jesús.

pero eso es engañoso también.

Strobel: Exacto, si eso fuera cierto, entonces Alá y Jesús están engañando a las personas. Una cosa es decir voy a engañar a mis enemigos que quieren matarme, otra cosa es engañar a sus discípulos. Si Alá supiera que la falsa religión del Cristianismo nacería debido a esta creencia errónea que Jesús ha sido condenado a muerte, no crees que él habría hecho las cosas bien en lugar de dejar que el engaño creara una falsa religión. Así que creo que hay muchos problemas lógicos con esa explicación. En realidad creo que el error fatal es el hecho que tenemos bastante información histórica de nuestro lado. Y de verdad, 600 años más tarde, es decir, acaso no es posible hacerte saber información histórica confiable respecto a Jesús tan persuasoria como sea posible del primer siglo.

Ankerberg:  Veamos, digamos que los Estados Unidos tiene 250 años aproximadamente, el hecho es, si hubo algo que pasó en los días de Jorge Washington, y alguien 250 años más tarde habla al respecto, tu dirías, “Escucha, ¿Debemos de hablar con las personas que estubieron allí con Washington o con personas 250 años más tarde? Bien, digamos que pasan 600 años, pues es lo que dicen, entonces, vamos a confiar en esta fuente, o en las personas que estuvieron en la misma escena de la cual tenemos confirmacionesmúltiples.

Strobel: Así es, frecuentemente habló con musulmanes respecto a esto, su respuesta es implemente decir, “Prefiero creer al Profeta.” Bien, tienen derecho a eso. Ellos pueden elegir creer en el profeta y tienen todo el derecho de hacerlo. Sin embargo, diría que eso evade el tema. El tema para mi es, ¿hacia dónde apunta la evidencia? Y yo quiero invertir mi vida en una fe que no es contraria a la evidencia, sino una fe que va en la misma dirección hacia donde apunta la evidencia. Es lo más lógico a hacer, es lo racional a hacer, hacemos eso todos los días. Tomamos un paso de fe en la misma dirección que apunta la evidencia, Creo que cuando hacemos eso, en términos de la evidencia histórica de la resurrección de Jesús, tomamos un paso de fe para recibir a Jesús como nuestro perdonador.

Ankerberg:  Bien, los antiguos musulmanes Emir y Ergun Caner, quienes han estado con nosotros en el programa, lo que les llamo la atención como musulmanes fue, (ellos han escrito un libro titulado, ¿Fue Jesús más que un Profeta?) que se les hizo la pregunta, ¿Bien, usted cree que Jesús fue puesto a juicio y estaba destinado a morir? Si, “Bien, ¿de qué lo acusaron?” Bien, fue de blasfemia, puesto que se le preguntó, “¿Eres tú el Cristo, el Hijo del Bendito? Y Él dijo, “Yo Soy”, bien ¿Estaba diciendo la verdad? Dejemos a un lado la resurrección por el momento, ¿Estaba diciendo la verdad? Si es así, entonces Él es el Hijo de Dios, Él es el Mesías, Él es el hijo del Santísimo, el Hijo del Hombre, todos esos títulos estás todos juntos allí mismo. El hecho es, no puedes negarlo… porque el Corán dice que Jesús solo es un profeta honroso de Alá.

Strobel: Si, y el Corán dice específicamente que Dios no tiene un hijo, es decir, de nuevo históricamente tenemos otro problema aquí, puesto que tenemos muy buena evidencia aquí mismo, en la primera biografía de Jesús en este intercambio entre Caifás el Sumo sacerdote y Jesús.

Ankerberg:  Muy bien, hablemos ahora de otro ataque. Cambiemos de sombrero y vallamos a ver algunas de las cosas que han estado en los medios populares. Tiene que ver con la Línea de Tiempo. Ellos han hecho un programa especial sobre el libro de Michael Bagient titulado, Los Documentos de Jesús. Bien, ¿Cuál es la teoría que él habla que refuta la resurrección?

Strobel: Sí, John, esto es algo raro, él declara que cuando Jesús estaba siendo crucificado, Pilato no quería que en verdad muriera, puesto que Jesús estaba animando a las personas a pagar impuestos, “dad al César lo que es del César, y a Dios lo que es de Dios.” Así pues, Pilato simpatizaba con Jesús por eso, por lo que él no quería matarlo, así pues, él lo crucifico, pero luego le dio unos óleos y mirra en la cruz y eso de alguna manera lo sanó, y así pudo pretender que Él estaba muerto, y luego fue sanado por estos medicamentos que se le dieron, Así toda la idea es que Él no resucitó, Él simplemente se reanimo.

Bien, esto tiene agujeros por todos lados, es tan incoherente, primeramente, yo hablé con un experto en la resurrección y me dijo, “Mira, si un óleo puede lograr esto, si puede curar a un hombre que ha sido azotado, golpeado al máximo, en shock hipovolémico, con clavos atravesados en sus manos y pies, a quien le han traspasado su costado con un lanza, y estas simple hierbas pueden curar a alguien, ¿Por qué no las estamos usando en todos los hospitales del mundo?”

Ankerberg:  Sería una medicina milagrosa.

Strobel: Las hierbas milagrosas, ¿Estás bromeando? Esto es fabuloso, es una idea tan absurda que, además del hecho que Pablo aconsejaba a las personas a mantener la ley y a que pagaran sus impuestos; esto no los detuvo para matar a Pablo. Así pues, la idea que de alguna manera, Pilato no lo mataría porque estaba motivando a las personas que pagaran impuestos, no se sostiene de ninguna manera. Esto me incomoda, John, que existen personas como Bagient, que tiene una maestría en misticismo, que escriban cosas que son históricamente ridículas, más están siendo publicadas por grandes editoriales. Y la gente piensa que porque está impreso, debe de ser verdad.  No existe historiador en el planeta que se suscribiera a tal absurda teoría.

Ankerberg:  Bien, vamos a ver un tercer ataque, y este nos llega de Ricahrd Carrier, el ateísta, él hizo un psicoanálisis de Pablo. ¿Cómo es que esto se convierte en una refutación de la resurrección? ¿Qué es lo que Carrier dice?

Strobel: Sí, Carrier dice que Pablo, él hizo un profundo psicoanálisis de Pablo, a propósito, conozco a Richard Carrier, me agrada, he hablado con él y parece un buen hombre, pero creo que está totalmente equivocado en esto. El intentar psicoanalizar a alguien 2000 años más tarde y decir que de alguna manera Pablo se sintió culpable porque estaba matando y persiguiendo a los cristianos, por lo que no se sentía comodo, pues a pesar de su estatus como fariseo, él podría ser más, un líder de la iglesia, él podría ser una persona con un mayor estatus, por lo que de alguna manera él tuvo razones psicológicas para imaginarse esta experiencia con Jesús, en la cual él se convierte en el camino a Damasco.

Bien, con todos los respetos, lo que dice este señor es anómalo. Primeramente, Pablo nos dice que la razón por la que llegó a ser un seguidor de Jesús; es porque él se encontró con el Cristo resucitado, y a propósito, no fue algo que se imaginó, pues las personas que estaban con él vieron la luz, ellos les escucharon hablar, no lo entendían, pero no fue una experiencia subjetiva, fue algo objetivo que le sucedió y otros se dieron cuenta lo que estaba pasando, esto no fue algo que sólo pasó en su mente, además, tenemos acontecimientos históricos múltiples que verifican que Pablo estuvo dispuesto a vivir una vida abnegada, de sufrimiento continuo y de persecución por causa de su convicción que Jesús es el Hijo de Dios quien lo comprobó regresando de entre los muertos. Pablo dice: “De hecho, hablé con Él; sé que es verdad.” Él nos cuenta la razón de su conversión, no tenemos que psicoanalizarlo 2000 años más tarde, pues no tiene sentido hacerlo. Por lo que creo que esto es sólo un atizar el fuego, no cuenta como evidencia, además, si fuera verdad, ¿Qué de la tumba vacía? ¿Dónde está el cuerpo?

Ankerberg:¿Qué acerca de los otros discípulos?

Strobel:¿Qué acerca de Santiago? Santiago, el medio hermano de Jesús, un escéptico durante la vida de Jesús, pero al final llegó a ser un líder de la iglesia local debido a la resurrección de Cristo. Él es otra persona que no tenía ninguna razón, ninguna razón psicológica, para poner su fe en su hermano, Además, ¿Por qué morir conocedor y voluntariamente por una mentira? John, veo en la historia, y no encuentro muchos ejemplos de personas que conocedoras y voluntariamente estuvieran dispuestas a morir por lo que sabían era una mentira.

Ankerberg:  Bien, la resurrección sigue estando en el estrado, y vamos a continuar con esto en un momento.  Vamos a ver el argumento que dicen que la resurrección no fue física, literal, una resurrección de cuerpo física, sino que  fue una resurrección espiritual; fue como un trato experimental. Marcus Borg y otros del Seminario de Jesús sacaron a relucir esto. Vamos a verlo y otros temas cuando regresemos, quédate con nosotros.

Ankerberg:  Bien, estamos de regreso, y hablamos con Lee Strobel, el antiguo editor jurídico del periódico El Chicago Tribune durante 13 años, él es autor de libros de mayor venta como El Caso de Cristo, El Caso de la Fe, Y estamos discutiendo ahora mismo sobre los nuevos, supuestamente, ataques a la resurrección de Jesús. Hemos hablado en otros programas acerca de los cinco hechos mínimos que son aceptados prácticamente por toda clase de escolásticos. Si tomamos estos cinco hechos, tienes que llegar a una conclusión, tienes que preguntarte, ¿Cuál es la mejor explicación para todos estos cinco hechos? Decimos que Jesús en verdad resucitó de entre los muertos, esto es lo que las evidencias muestran, los nuevos eruditos, los escolásticos modernos dicen, “No, tenemos otra explicación.” Y estamos analizando algunas de esas explicaciones. Veamos otro de esos ataques, Muchas personas dicen que no fue una resurrección física de Jesús, más bien, fue una resurrección espiritual. Fue algo que los discípulos experimentaron, pero que no fue un cuerpo literal que se les apareció. ¿Qué crees al respecto?

Strobel: Eso es tan contrario a la evidencia, John, Es decir, el hecho es que Pablo mismo, en Hechos 13, específicamente dice que el cuerpo de Jesús no vio corrupción. En 1 Corintios 15, donde tenemos un credo de la iglesia primitiva, dice que Jesús fue sepultado y que resucitó. El Señor N. T. Wright, en su voluminoso libro sobre la resurrección, con documentos convincentes para una audiencia judía, establece una resurrección física de entre los muertos. Pero bien, lo que algunas personas dicen es, “Bien, que acerca de donde Pablo dice que siembras un cuerpo natural y luego se resucita un…”

“…se resucita un cuerpo espiritual”. Y ellos dicen “Bien, lo ves, allí lo tienes, se comienza con un cuerpo material y luego se vuelve espiritual.” Bueno, hablé con un escolástico quien investigó a fondo esta palabra en el griego, cuerpo natural, y dijo, “he investigo toda posible forma en la cual haya sido usada en la literatura publicada desde el año 800 a.C. hasta el 300 d.C. y la palabra natural nunca es usada con la idea de ser física.  Natural no quiere decir físico, lo que significa es que tenemos cuerpos naturales con apetitos naturales con inclinaciones mundanas, carnales y pecaminosas, y cuando nacemos de nuevo y obtenemos un nuevo cuerpo que tiene apetitos espirituales que son implantados por y siguen al Espíritu de Dios. Esto es lo que obtenemos allá arriba. Pero algunas personas dicen, “Bueno, la visión de Pablo fue distinta a la de los otros discípulos, la cual fue mucho más subjetiva,” Sí, pero tienes que tener en cuenta que esto fue después que Jesús había ascendido al cielo.

Es entendible que su experiencia habría sido diferente, además, fue como dijimos antes, una experiencia objetiva pues otras personas también notaron tal fenómeno, aun cuando no entendieron la voz. Ellos se dieron cuenta que algo había pasado. Ahora, si el historiador va aceptar el hecho que él tuvo este encuentro en el camino a Damasco, tienen que aceptar todo el paquete.

Ankerberg:  ¿Qué quiso decir Pablo cuando dijo en Gálatas 1:16 que Dios “tuvo a bien revelar a su Hijo en mí”?

Strobel: Si, algunas personas dicen que “revelar a su Hijo en mí” quiere decir que se trata de una experiencia subjetiva. Sin embargo, esto también se puede traducir “revelar a su Hijo a mí” Esto sería otra manera de verlo, quizás se pueda dar el mismo peso a la idea que es traducida “a mí,” y así solventarlo. Por otro lado, aunque se traduzca “en mí” no puede negar las propias palabras de Pablo. No puedes negar que también dice, en por lo menos tres veces diferentes, él indica que esto fue una resurrección física. “Su cuerpo no vio corrupción”. ¿Cuánto más necesitamos decir que él creía que esto fue una resurrección física?

Ankerberg:  Sí. 1 Corintios 15 dice, que fue sepultado, como quieras llamarlo, eso fue un cuerpo físico, y eso es lo que resucito.

De acuerdo, otra objeción es que esto fue una alucinación. Muybien, explicanos…

Strobel: Si, correcto, esto era la manera que yo intenté explicarlo, John, cuando era un ateísta y estaba investigando yo decía, “espera un momento, estas fueron alucinaciones.” Entonces, pensé, bien, voy a revisar esto. Así pues pensé y busque por una persona cualificada y encontré a un doctor en psicología, quien había sido profesor por más de 20 años en una gran universidad de psicología; autor de 40 libros en psicología, y presidente de la asociación nacional de psicólogos y consejeros. Y dije, él está muy bien cualificado.

Así que pregunté, “¿pudieron haber sido alucinaciones?” y pensando, “¡oye! Lo he resuelto”, pero él me dijo, “No, no lo son.” Y dije, “¿Por qué, no?” y él dijo, “Lee, las alucinaciones son eventos individuales, no se pueden compartir,” No es como que te diga, “¿Cuánto te gustó el sueño que tuve anoche?” no pudiste haberlo compartido. O como una persona me dijo, es como que estuvieras dormido por la noche y despertaras a tu esposa y le digas, “Mi amor, estoy teniendo un sueño de unas vacaciones en Maui, por qué no nos volvemos a dormir; y soñamos juntos  y así nos ahorrarnos todo este dinero.” Bien, no puedes hacer eso. Alucinaciones no pueden ser compartidas; se dan de manera individual.

 

Y luego me dijo algo que nunca olvidaré, “Lee, que 500 personas experimenten la misma alucinación al mismo tiempo sería un milagra más grande que la mismo  resurrección.” Así pues, la idea de que fue una alucinación, me sorprende que pueda haber alguien que todavía crea esto. Pero, recientemente en una literatura ateísta esto está saliendo a relucir de nuevo como una explicación de lo que pasó. Algunas personas dicen, “Bueno, fue un deseo de pensamiento, ellos alucinaron porque extrañaban mucho a Jesús. ¡Oh! Queremos que regrese,” Pero, eso no explica lo que pasó con el apóstol Pablo, quien como perseguidor de la iglesia como Saúl de Tarsos, él no quería que Jesús regresara. No, nos da una explicación para Santiago, el medio hermano de Jesús, quien no siguió a Jesús durante Su vida. Así que allí lo tienes, además el hecho añadido que no tratan con la tumba vacía.

Ankerberg:  ¿Qué acerca de una ilusión? La gente dice que fueron engañados.

Strobel: Una ilusión, una alucinación es algo que imaginas que está allí pero que no lo está. Una ilusión es cuando tú insistes en creer en algo aun cuando tienes buena evidencia que no es verdad. Tenemos el  ejemplo famoso de las personas que cometieron suicidio porque creyeron que una nave espacial estaba por venir, que estaba escondida detrás del cometa Hale-Bopp, e iba a venir a recogerles. Bien, se les había dicho por científicos que no había ninguna nave espacial escondida detrás del cometa, que eso era el planeta Marte. Pero ellos persistieron en su absurda creencia y murieron por ello. Pues estaban ilusionados. Eso no fue el caso con los discípulos, ellos tenían una afirmación evidente que Jesús regresó de entre los muertos. Ellos lo tocaron, hablaron con Él, comieron con Él, Le experimentaron de una manera que no pudo ser una equivocación, no pudo haber sido una alucinación, no fue un buen deseo, conociendo la verdad—la que habían encontrado—estaban dispuesto a morir por esa verdad.

Ankerberg:  Nos quedan 30 segundos, menciona los cinco hechos y la conclusión a la que llegaste.

Strobel: Seguro. Cinco hechos que prácticamente todo historiador consideraría como verídicos: la ejecución de Jesús; los discípulos creyeron que se habían encontraron con Jesús resucitado; la conversión de Saulo de Tarso, el perseguidor de los cristianos, a ser el Apóstol Pablo, el gran misionero de la iglesia; la conversión de Santiago, el medio hermano de Jesús, que no creyó a Jesús durante su vida, pero se encontró con Jesús resucitado, y se convirtió en el líder de la iglesia en Jerusalén y murió por eso; y la tumba vacía, que el 75% de los escolásticos críticos admitirián que es cierto.

Ankerberg:  Al final, ¿Qué fue lo que a ti te impacto?

Strobel: Bien, para mí la conclusión fue obvia: ¿Qué mejor explicación se aferra a los hechos? Si no descartas lo sobrenatural al comienzo como es el caso de muchos historiadores, pues dicen que no pudo haber sucedido, y lo descartan, Pero si permites que la evidencia te lleve a donde quiera llrvarte aun a una conclusión no muy confortable, como fue conmigo, pero llegue a la conclusión que la mejor explicación es: que Jesús regreso de entre los muertos, lo que comprueba que es el Hijo de Dios.

Ankerberg:  Sí, amigos, si estás escuchando, estás replicas que aparentemente refutan la resurrección son nada más que insensatas. Es decir, no tienen sentido a la luz de los hechos. Pero todavía no hemos terminado de investigar algunas de las cosas que son muy importantes a la prensa hoy en día, que están en las librerías y a lo mejor habrás visto programas en los medios de comunicación al respecto. Quédate con nosotros, la próxima semana continuaremos con estas aparentes objeciones a los hechos históricos sobre la resurrección. Quédate con nosotros, hasta pronto.

 

 

Instituto de InvestigaciónTeológica Ankerberg

El Programa de John Ankerberg

P.O. Box 8977

Chattanooga, TN 37414

1-800-805-3030

JABiblia.org

001-423-892-7722

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La Película de Jesús

¿Cómo llegar a ser un cristiano?

¿Cómo llegar a ser un cristiano? Un cristiano es una persona que es un seguidor de Jesucristo, quien ha creído en Él. La Biblia ofrece una respuesta clara para que sepas que eres cristiano, Haga Click Aquí.

La Biblia en Audio