Pasa a Paso a Través de la Creación – Programa 4

Cuarto Programa 

Dr. John Ankerberg:   Bienvenido a nuestro programa. Tenemos otro muy bueno para hoy. Mi invitado es el astrónomo y astrofísico Dr. Hugh Ross. Y permítanme comenzar haciendo a todos una pregunta, y es: ¿Deberíamos esperar encontrar compatibilidad entre la ciencia y la Biblia? ¿Qué te parece?, en primer lugar, ¿Qué tiene que decir la Biblia acerca de esta pregunta? ¿Qué dice Dios en la Biblia? Y luego, ¿Qué esperan personas como el Dr. Ross que son astrónomos y astrofísicos? ¿Qué es lo que él conoce hasta  ahora? Y quiero empezar este tema tan fascinante con un videoclip de uno de los eruditos hebreos evangélicos más importantes del mundo, el Dr. Walter Kaiser. Y he tenido al Dr. Kaiser y al Dr. Ross juntos en algunos programas. También les hemos tenido en algunos debates. Y esta pregunta ha surgido en varias ocasiones, y es por eso que quiero comenzar con esta pregunta y luego escucharemos su respuesta. Es muy corta, así que escucha con mucho cuidado. Mira esto.

Clip de “EL Gran Debate Sobre la Ciencia y la Biblia”

Dr. John Ankerberg:   Permítanme preguntar a ambos: el hecho es que cuando se toma el texto, y se toma la ciencia, ¿Está mal tratar de ver si hay compatibilidad? ¿Deberíamos de encontrar compatibilidad? ¿Dr. Kaiser?

Dr. Walter Kaiser:  Por supuesto que sí, porque se trata del mismo autor. Es decir, si te fijas en un edificio que fue construido por un arquitecto y otro edificio por el mismo arquitecto, puedes decir: “Estos edificios son del mismo arquitecto” Si observas el universo, que fue construido por Dios, se Le ve por todas partes, no dice “Hecho en los EE.UU.”, pero “Hecho por el Dios viviente.” Y te fijas en las Escrituras, que también vinieron de Dios. Ahora, el autor es el mismo; los intérpretes ven a ambos, y los intérpretes pueden estar en desacuerdo, pero no las evidencias, no la materia prima, la materia prima viene de un mismo Señor. De lo contrario, tendríamos tirar la doctrina de la creación; de lo contrario tiraríamos la inspiración, la palabra infalible de Dios. Pero, no, no podemos tirar a ninguna de ellas; ambas vienen del Dios viviente.

Dr. John Ankerberg:   Ross, me gusta escuchar a Kaiser hablar de estas cosas. Y quiero preguntarte como astrónomo y astrofísico, ¿estás de acuerdo?

Dr. Hugh Ross:   Totalmente, es decir, Dios nos dio el libro de la naturaleza; Él nos dio el libro de la Escritura. Puedes ver que en la Confesión Belga, que Dios nos dio dos libros de revelación. Así que estoy de acuerdo con Kaiser, y también decir que la ciencia es el intento del hombre por interpretar el registro de la naturaleza; y la teología es el intento del hombre por interpretar el libro de la Escritura. Y a causa de la interpretación humana pueden estar en desacuerdo. Pero no hay desacuerdo entre el libro de la Escritura y el libro de la naturaleza, porque vienen de un mismo Dios. Y si vemos en nuestra ciencia y teología en donde están de desacuerdo, eso nos dará un camino por el que podamos descubrir más verdad que ya tenemos en nuestro poder.

Dr. John Ankerberg:   Nosotros, en los últimos programas, hemos estado tratando de mostrarles que son compatibles, y que, de hecho, el primer capítulo del Génesis en palabras simples ha puesto para todas las ==generaciones, las ideas complejas y pensamientos que ahora los astrónomos y astrofísicos han encontrado que es verdad. Sin embargo, hay algo que parece perturbar de varias maneras a los escépticos, y es por lo sucedido en el cuarto día, cuando la Biblia dice esto:

“Entonces dijo Dios: Haya lumbreras en la expansión de los cielos para separar el día de la noche, y sean para señales y para estaciones y para días y para años; y sean por luminarias en la expansión de los cielos para alumbrar sobre la tierra. Y fue así. E hizo Dios las dos grandes lumbreras, la lumbrera mayor para dominio del día y la lumbrera menor para dominio de la noche; hizo también las estrellas. Y Dios las puso en la expansión de los cielos para alumbrar sobre la tierra, y para dominar en el día y en la noche, y para separar la luz de las tinieblas. Y vio Dios que era bueno. Y fue la tarde y fue la mañana: el cuarto día.” Ahora, científicamente parece que tendríamos un problema si esto se llevó hasta el cuarto o quinto día, para llegar hasta este momento, donde estamos haciendo ver que es hasta ahora que aparecen el sol, la luna y las estrellas en el universo y alrededor de nuestra tierra, ¿Cómo interpretas esto?

Dr. Hugh Ross:   Bueno, John, estás citando el pasaje que es el más citado por los escépticos para descartar la Biblia como la Palabra de Dios. Se limitan a decir esto científica una insensatez absoluta. ¿Cómo puedes tener el sol aparecer después de las plantas? Las plantas no pueden sobrevivir sin el calor y la luz del sol. La tierra no puede tener una órbita estable sin la gravedad del sol. Y dicen que si la Biblia se equivoca en esto en el primer capítulo, entonces ¿Por qué confiar en resto?

Pero fue Galileo quien dijo que el mayor error que puedes cometer en la interpretación de la Biblia es tener el punto de vista equivocado. Y aquí es donde Génesis es cristalino. Génesis 1:1, habla sobre el universo; pero Génesis 1:2 cambia el marco de referencia del universo a la superficie de la tierra. Así que hemos de entender el relato de los seis días desde esa perspectiva. Así pues, se trata de Dios mirando a las nubes desde la superficie de la tierra, y la oscuridad desde la superficie de las aguas antes de los seis días, porque el medio ambiente no deja pasar la luz. Y Job 37-39 que es paralelo a los seis días. Es explícito en decirnos que está en tinieblas porque Dios cubrió el mar de nubes.

Así que el primer día de creación, Dios transforma la atmósfera de tinieblas a translúcido. Y en el cuarto día de la creación Dios transforma la atmósfera de translúcido, que es de estar permanentemente cubierto, a donde se rompen las nubes, y para que las primeras criaturas sobre la superficie de la tierra puedan ver el sol, la luna y las estrellas en el cielo que Dios había creado antes de los seis días. Por lo tanto no hay conflicto entre lo que Génesis 1 enseña y lo que el registro científico establecido declara.

Dr. John Ankerberg:   Sabes, es sorprendente para mí que tenemos esta información en el Génesis, y sin embargo, muchos cristianos y no cristianos no saben cuál es la realidad de todo esto. Tú has sido invitado a conferencias en las que has tenido 700 profesores, o 700 personas que son absolutamente agnósticos o escépticas en su enfoque de Génesis 1, pero te han invitado a hablar. Y tú me estabas contando durante el descanso, de algunos de los comentarios de cuando ellos entienden lo que Dios está diciendo en este pasaje. ¿Qué ha pasado en algunas de estas conferencias?

Dr. Hugh Ross:   Bueno, lo que pasa cuando hablo con un público, por ejemplo, de varios cientos de ateos, dicen, “Nunca antes hemos oído estas evidencias. Nunca antes hemos escuchado esta interpretación del Génesis. “Y lo que me estoy dando cuenta es que los cristianos simplemente no han sido equipados para dar las mejores evidencias de su fe. Y en muchos aspectos, no es un argumento en contra de Dios, los ateos simplemente argumentan en contra de nuestras tácticas al tratar de presentar nuestra fe cristiana. Pero te puedo decir, hemos tenido respuestas  sorprendentes, sobre todo en el evento de la universidad Tecnológica de California. Las personas vinieron a mí después y dijeron: “Nosotros nunca antes hemos escuchado este tipo de respuesta, nunca antes hemos visto este tipo de gracia en un debate, y nos ha dado mucho en que pensar. “El comentario más común que se me hace es: “Ya no estoy seguro en mi ateísmo.”

Dr. John Ankerberg:   Sí, veamos, en el lado emocional de parte del cristianismo, y para aquellos que quieren encontrar un periodo corto de tiempo, ellos toman la postura de preguntar, ¿Hay evidencia de muerte en el mundo animal antes que el hombre apareciera? Y desde todos los registros de fósiles encontrados, parece ser que hubo muchas muertes en el mundo animal antes que el hombre apareciera, no importa como lo veas, de cuándo apareciera el hombre. ¿Era evidente la muerte en el mundo animal antes de que Adán pecara?, o ¿Murieron todos estos animales después que él pecara, y solo pudieron haber muerto después de que él pecara? ¿Cómo respondes a esto?

Dr. Hugh Ross:   Bueno, por lo general proviene de un malentendido de Romanos 5:12 donde se afirma que la muerte entró por el pecado de Adán. Pero si lees todo el versículo dice: “así también la muerte se extendió a todos los hombres.” Somos la única especie que experimenta el pecado. Los perros y los gatos no pecan. Las vacas no pecan. Las cucarachas no pecan. Sólo nosotros, los humanos. Y dice: “La muerte pasó a todos los hombres.” El texto no dice a toda la vida; dice a todos los hombres. Así que la desobediencia de Adán en el jardín del Edén trajo la muerte a toda la especie humana, la muerte física y la muerte espiritual. Pero fíjense que el texto evita cuidadosamente mencionar a las plantas y los animales. Del mismo modo, 1 Corintios 15, que aborda el mismo tema, es muy claro que esto se refiere sólo a los seres humanos. Y después de todo, somos los beneficiarios de la muerte de plantas y animales que nos precedieron. Pues de ahí es donde obtenemos el carbón, el petróleo, el gas natural; que es donde se obtienen los minerales.

Dr. John Ankerberg:   Tienes que responder a la pregunta: ¿De dónde todos estos bio-depósitos vinieron?

Dr. Hugh Ross:   Exactamente. Y los bio-depósitos son enormes. Si ellos no fueran enormes, no seríamos capaces de poner en marcha y sostener la civilización global de alta tecnología.

Dr. John Ankerberg:   Y la biomasa que está ahí, el hecho es que, se llevó un tiempo para llegar hasta todo esto. ¿Cuánto tiempo se tardó?

Dr. Hugh Ross:   Bueno, por lo menos, existen 76 cuatrillones de toneladas de bio-depósitos en la corteza de la tierra. Eso requiere, incluso una energía del 100% de captura eficiente de la energía solar, estás hablando de muchos millones de años para acumular tantos bio-depósitos.

Dr. John Ankerberg:   Muy bien, entonces ¿Cuál es la objeción? ¿Cuál es el problema? ¿Cuál es el vínculo emocional de no tener a los animales muriendo antes de que Adán pecara?

Dr. Hugh Ross:   Bueno, creo que es porque los seres humanos se unen o se vinculan mucho emocional con los animales. Y no somos capaces de reconocer, como lo señala Job, Dios nos dio estos animales para enseñarnos cosas sobre nosotros mismos y sobre Dios. Según estos animales fueron diseñados para relacionarse con nosotros, nosotros estamos diseñados para relacionarnos con Dios. Pero por razón de nuestro pecado y nuestra iniquidad provoca que estos animales huyan de nosotros en vez de acercarse, el pecado y la iniquidad hace que los seres humanos huyan de Dios en lugar de acercarse a Él. Así como los animales fueron creados para servir y complacernos, así fuimos nosotros creados para servir y agradar a Dios. Y la razón por la que Dios nos dio esta capacidad de tener un vínculo emocional fuerte entre los humanos y los  animales, es para que podamos entender la relación que Dios quiere tener con nosotros.

Dr. John Ankerberg:   Algunas personas dicen que es un problema de teología; es decir, ¿Cómo puedes tener a un Dios en el Génesis 1 y 2 diciendo que cuando Él termina de crear las plantas y los animales y las diferentes cosas en los días de la creación, Dios dijo que era bueno. ¿Cómo puede ser bueno tener animales muriendo, cazándose, peleando, etc.?

Dr. Hugh Ross:   Bueno, en repetidas ocasiones Génesis 1 dice que lo que Dios creó es bueno. Y cierra con Dios diciendo: “Es muy bueno.” Pero, lo que es único sobre el cristianismo, es que nos da un modelo de dos creaciones. Dios crea el universo como una herramienta en Su mano para eliminar el mal y el sufrimiento, y a la misma vez dando al  hombre el libre albedrío para ser aún más expresivo. Y una vez que el mal y el sufrimiento sean conquistados y eliminados, entonces Dios introduce a seres humanos de libre voluntad  a la nueva creación donde el mal y el sufrimiento nunca  existirán de nuevo. Así que será una muy buena creación, y diría una creación perfecta, pues Dios va a eliminar el mal y el sufrimiento de una vez por todas; puesto que está no es la creación final.

Dr. John Ankerberg:   Y parte de la pregunta que se relaciona con todo esto tiene que ver con que si los animales morían antes de que Adán pecara, ¿Afecta esto de alguna manera lo que Jesucristo hizo en la cruz para pagar por los pecados del mundo? ¿Afecta esto de alguna manera la expiación? Y le pregunté al Dr. Walter Kaiser, uno de los principales eruditos hebreos evangélicos, que contestara a esta pregunta en un programa anterior, y quiero que vean  este vídeo, veámoslo.

VideoClip de “El Gran Debate Sobre la Ciencia y la Biblia

Dr. John Ankerberg:   Así que de lo que estamos hablando es: ¿Hubo muerte en el mundo antes de que Adán pecara o que el pecado de Adán trajera la muerte no sólo al hombre, sino también al mundo vegetal y animal? Así que estamos hablando de algo muy interesante aquí, es decir, algunas personas sostienen la creencia de un día literal de 24 horas, y afirman que si mantienes el hecho de que había muerte en el mundo antes de que Adán pecara, entonces esto de alguna manera afecta a la expiación. Y dicen que, Hebreos 9:22 dice: “Y según la ley, casi todo es purificado con sangre, y sin derramamiento de sangre no hay perdón.” Ahora, Dr. Ross, ¿Puedes explicar por qué estas personas  sostienen que si un animal murió antes de la caída, o en cualquier momento después, que esto afecta a lo que Jesús hizo en términos de redención para nosotros, o cualquier cosa que Moisés dijo en el Antiguo Testamento?

Dr. Hugh Ross:   Bien, ellos están elaborando en la intención de Hebreos 9 y 10, es decir, pues nos habla de cómo la redención es a través del derramamiento de sangre. Ahora ellos están tratando de afirmar que toda sangre derramada se vincula de alguna manera a la expiación.

Dr. John Ankerberg:   Sí, pues no hay remisión de pecados sin derramamiento de la sangre de Cristo. No necesariamente dice que toda la sangre derramada es para la remisión de los pecados.

Dr. Hugh Ross:   No, no quiere decir eso, cuando un ciervo pasa por entre rocas grandes y raspa su piel y un poco de sangre sale y que eso de alguna manera se vincula a la expiación.

Dr. John Ankerberg:   ¿Kaiser, quieres decir algo sobre esto?

Dr. Walter Kaiser:  Sí, este es un argumento extraño porque yo no veo la relevancia de la misma. En contexto con Hebreos 9 y 10 se está tratando de hacer el punto que el Sumo sacerdocio de Cristo y Su muerte por aquellos hombres y mujeres que sufrieron la muerte espiritual, y luego muerte física, que están hechos a Su imagen, y el punto es que la sangre de toros y machos cabríos no pueden quitar el pecado. Eso está en Hebreos 10:2-4. Ni tampoco el Antiguo Testamento nunca afirma que lo hizo. El punto era, simplemente, que sólo en la palabra de Dios el pecado era quitado en el Antiguo Testamento.

Y había una imagen de vida por vida, una vida sustituta de un animal. Pues un animal no es inmortal. Y este sacrificio de animal, tenía que ser repetido una y otra y otra y otra vez. Pero Cristo, cuando Él vino, Él sufrió una vez por todas y dio Su sangre. Generalmente pensamos en sangre como una transfusión, que imparte vida. Pero esa sangre era sangre derramada en el suelo, así que aquí la sangre es igual a la muerte, sacrificio, sustitución, una sustitución vicaria, y su argumento es que sólo por la entrega de Su vida, Su sangre de vida, como un sustituto para que los hombres y las mujeres puedan tener vida eterna. Así que creo que no puedes extender eso y decir que si quieres tener salvación para las cebras, elefantes, tigres, que ellos tienen que tener sangre derramada. Es un argumento retrovertido.

Dr. John Ankerberg:   No hay versículo.

No hay versículo, no encuentro ningún versículo para ello. Si hay un versículo que diga que los animales necesitan ser salvos como los hombres y las mujeres pueden hacerlo a través del derramamiento de sangre, entonces retiraría todas mis objeciones. Pero hasta que no encuentre ese versículo, estoy tranquilo.

Dr. John Ankerberg:   Muy bien, Dr. Ross, al escuchar esto, para algunas personas esto significa mucho para ellos, y lo unen a las Escrituras, lo vinculan a la forma en cómo se sienten sobre los animales, puedes aclarar estos dos puntos de vista. Nos puedes dar más información de lo que el Dr. Kaiser ya ha dicho.

Dr. Hugh Ross:   Bueno, lo que podemos añadir a los comentarios de Kaiser es que Adán no fue el primer pecador, Satanás fue el primero en pecar, también podemos añadir que Dios sabía que el pecado vendría antes de crear el universo, es decir, tenemos un versículo en Timoteo que dice que según la gracia que nos fue dada en Cristo Jesús desde la eternidad. Así que antes de que Dios creó el universo, Él sabía que Su gracia sería necesaria. Se anticipó al pecado, y Él diseñó el universo de antemano con el pecado en mente. Y así, cuando Adán pecó dice: “Maldita será la tierra por tu causa,” Dios no cambió la física del universo. Él dice que las plantas no producirán como lo hacía antes, puesto que el hombre iba a maltratar la tierra; iban a maltratar a los animales y las plantas; es por eso que ya no  producirían de la misma manera. Siete veces se nos dice en la Biblia que las leyes de la física no cambiaran desde el momento de la creación hasta que Dios venga a vencer y elimine el mal de forma permanente.

Dr. John Ankerberg:   ¿Ves un problema con la palabra “bueno” en relación con el dolor y el sufrimiento de los animales antes de que Adán pecara?

Dr. Hugh Ross:   Bien, no del todo, porque Dios promete que una mejor creación va a reemplazar a esta creación. Dios no nos va a traer de vuelta al huerto del Edén. Dios tiene algo mucho mejor que el paraíso en mente, y será para aquellas personas que decidan pasar la eternidad con Él.

Dr. John Ankerberg:   Sí. ¿Qué es el evangelio en pocas palabras para las personas que han estado escuchando a la evidencia científica para la creación?

Dr. Hugh Ross:   Bien, estábamos en el jardín del Edén; estábamos sin pecado, y elegimos rebelarnos en contra de nuestro Creador, pero Dios ya tenía un plan, un camino por el cual podría librar a la humanidad caída, a un estado en el que nunca se podrán rebelar contra Él de nuevo, aunque su libre albedrío sería engrandecido. Ten en cuenta que las leyes de la física están restringiendo la expresión de nuestro libre albedrío. Dios quiere que seamos capaces de expresar mucho más amor del que podamos en esta creación. Pero el mal tiene que ser conquistado primeramente. Y fue a través de Su propio Hijo viniendo a la tierra y sacrificarse a Sí mismo en la cruz que ahora tenemos un camino, por decirlo así, recibir la perfección que no podemos conseguir por nuestro propio esfuerzo humano.

Dr. John Ankerberg:   Amigos, espero que hayas estado escuchando todo esto y que pienses sobre todo esto, la manera en que Dios nos lo está diciendo, y que tu fe sea fortalecida al meditar en toda la información en el registro de la ciencia, así como en la misma Biblia, y cómo ellas se relacionan perfectamente.

Ahora, quiero dar gracias al Dr. Ross por estar con nosotros en todos estos programas, es sorprendente ver su humildad y conocimiento, estoy seguro de que todos hemos aprendido un montón de cosas. Gracias por venir y estar con nosotros.

Dr. Hugh Ross:   De nada.

Dr. John Ankerberg:   Amigos, quiero que sigas con nosotros para saber cómo obtener toda la información que aprendiste en todos estos 8 programas.

 

La Película de Jesús

¿Cómo llegar a ser un cristiano?

¿Cómo llegar a ser un cristiano? Un cristiano es una persona que es un seguidor de Jesucristo, quien ha creído en Él. La Biblia ofrece una respuesta clara para que sepas que eres cristiano, Haga Click Aquí.

La Biblia en Audio